sábado, 16 de enero de 2016

Eduardo Belgrano Rawson

Los últimos días de los fueguinos, a principios del siglo XX, narrados a partir de la travesía que afronta una valerosa mujer para salvar a los suyos. Cuando las praderas son señaladas entre los mejores del mundo para la crianza de ovejas, una nueva desgracia se abate sobre los fueguinos. su soledad ya es cosa del pasado. Ahora deben compartir el archipiélago con foqueris yanquis, buscadores de oro, ovejeros argentinos y chilenos, ladrones de esqueletos y cuanto aventurero se lance a visitar aquellos parajes. Acosada por una pandilla de cazadores, Camilena Kippa decide abandonar la decadente misión inglesa y emprende viaje con su familia hacia el mítico reino de los lobos marinos. Esta travesía se transformará en un alucinante recorrido, pues deberán cruzar los tenebrosos dominios de los criadores de ovejas

Setembrada
Un relato cautivante sobre la amistad y la guerra. Una historia de amor conmovedora
Cada mañana, un globo cautivo levanta vuelo a través del manto neblinoso para observar la mayor guerra librada en América.
Desde quinientos metros de altura, la guerra era muy llevadera. Podías pasarte la guerra arriba. Yo sólo quería volver para encontrarme con esa chica. Hasta que cierta mañana aciaga nos quedamos sin el globo. En unos pocos minutos, nuestra suerte entró en picada. La vida cambió en un suspiro por culpa de un nudo mal hecho.
Una patrulla debe internarse en la selva para volar la fortaleza enemiga. Sus cuatro integrantes conforman una extraña hermandad. Bebeto añora su guitarra perdida; el Chino y su novia, Silvaninha, sueñan con abrir una cantina detrás de las trincheras; Universo, que fue maestro y ahora es desertor, busca sin descanso a sus pequeños alumnos, finalmente convertidos en máquinas de matar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario