jueves, 26 de diciembre de 2013

Guillermo Saccomanno

Un maestro. Una historia de lucha, una lección de vida
En 1962 el peronismo está proscripto en la Argentina. Un pibe con una carabina al hombro acompaña a su padre campesino por las estancias para sublevar a la peonada: hay que impedir que voten como el patrón quiere. En la colimba, ese pibe será maestro en un cuartel en Junín de los Andes, donde trabará amistad con Diego Frondizi, militante de las Fuerzas Armadas Peronistas. Más tarde, en la universidad, se acercará al Peronismo de Base.
Orlando Balbo, “Nano”, discípulo de Paulo Freire, fue secuestrado el 24 de marzo del 76. Logró sobrevivir a la cárcel de Rawson pero quedó sordo por efecto de la tortura. Se exilió en Roma gracias a monseñor Jaime de Nevares, fundador de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, quien, a su vuelta al país en 1985, le sugirió partir hacia Huncal, un paraje hostil perdido en la precordillera patagónica. Allí se dedicaría a la alfabetización de una comunidad mapuche, una experiencia educativa antológica, en la más cruda desolación. Años más tarde, también participaría en las luchas docentes de Neuquén, que incluyen el asesinato del maestro Carlos Fuentealba a manos de la policía provincial.
El Nano y Saccomanno se conocieron en el 69 cuando hacían la colimba en aquel cuartel del sur. En los años setenta, el escritor había dado por desaparecido al maestro. Hace tres años volvieron a encontrarse. “Yo cuento”, le dijo el Nano, “vos escribís”. El resultado es esta obra conmovedora, en la que confluyen la fuerza del educador que enfrenta la adversidad y el reclamo por un mundo más justo. En la apasionante historia del Nano Balbo se funden lo individual y lo social, para referir una voluntad transformadora.
Un maestro es una crónica íntima y colectiva de una generación, el relato arrebatador sobre un hombre que ha sido consecuente con sus ideales, que se impuso a su dolor personal y no ha perdido la esperanza de cambiar el mundo.

El oficinista
En un mundo futurista y caótico que el autor no idenfica, un oficinista anónimo trata de encontrar un sentido a su vida atrapado en una rutina monótona y desquiciante. Después de enamorarse de una compañera de trabajo y mantener una breve relación con ella, su vida comienza a girar en una espiral de descontrol y locura que le hace comenzar a vivir en un mundo paralelo de fantasias. El ambiente opresivo de la ciudad no hace más que remarcar el caracter asfixiante del texto, donde el lector no tiene esperanza en la evolución del protagonista.
La novela fue premio Biblioteca Breve 2010 de Seix Barral.

Buenos Aires, 1955. Lía es periodista de La Nación y poeta, pero también judía, de izquierda y lesbiana. Delia, su amante, es escritora y lucha por conservar las formas como mujer de un capitán golpista de la Marina. El profesor Gómez también padece una combinación explosiva: es cabecita negra, peronista, devoto de la literatura inglesa y homosexual. El joven Gómez fue testigo del amor de sus dos amigas, tan ilícito como sin freno. En esos tiempos de gobierno popular, conquistas sociales y persecuciones, que culminaron con el bombardeo del 16 de junio a la Plaza de Mayo, Delia escribió una novela que permaneció oculta hasta hoy.
Ahora septuagenario, el profesor va a contar la historia de ese texto y también la vehemencia y represión que marcaron a su autora. ?La lengua del malón es tu lengua. Es la mía. Es lo prohibido. Es la violencia de una pasión. De este puto país?, le dice Lía a Delia en una noche de lluvia y definiciones. Porque escrita bajo el influjo del amor que no se puede nombrar, la narración de Delia es doblemente maldita. Lo es por su carácter inconcluso y por la pasión subversiva que indaga: la de un indio y su cautiva.

Cámara Gesell
Guillermo Saccomanno muestra su talento de gran narrador al abrir una ventana panorámica a una sociedad y un tiempo crispados donde lo alto y lo bajo se cruzan y se contaminan de manera inevitable. Cámara Gesell es una novela ambiciosa y atrapante, que opera por acumulación con el ritmo de una miniserie: a medida que la lectura avanza y los sentimientos más ocultos traman calvarios, se siente que todo va a explotar por los aires. Una radiografía cruel y desesperada de nuestra época, un retrato despiadado de un mundo que se parece al infierno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario