jueves, 28 de junio de 2012

Myriam Nemirovsky

Sobre la enseñanza del lenguaje escrito ... y temas aledaños
Más que enseñar a leer y a escribir, alfabetizar consiste en contribuir al progreso de los sujetos en el dominio de la lectura y de la escritura, independientemente de su edad o escolaridad. A partir de esta premisa, la enseñanza del lenguaje escrito es básica, como han comprobado los miles de maestros asistentes a los seminarios de capacitación en este ámbito. En una primera parte, este libro expone orientaciones que en una segunda parte se concretan en una serie de ejemplos de secuencias didácticas en las que el lector encontrará, más que recetas a seguir al pie de la letra, ideas para adaptar este modelo a su propio trabajo dentro del aula.
Si bien Sobre la enseñanza del lenguaje escrito se concentra en los niños que recién ingresan en la vida escolar y está especialmente dirigido a los maestros de jardín de infantes y primeros años de primaria, sus planteamientos generales son extensivos a los diferentes ciclos escolares y resultarán de interés para todo maestro que colabore con sus alumnos en el inacabable proceso de alfabetización.

NOTAS INTRODUCTORIAS

PRIMERA PARTE: ORIENTACIONES PEDAGÓGICAS
1. .ANTES DE EMPEZAR: ¿QUE. HIPÓTESIS TIENEN LOS NIÑOS
ACERCA DEL SISTEMA DE ESCRITURA?
2. ¿CÓMO ORGANIZAR LA ENSEÑANZA DEL LENGUAJE ESCRITO?
     UNA PROPUESTA DE PLANIFICACIÓN
3. ¿CON QUIÉN ORGANIZAR LA ENSEÑANZA DEL LENGUAJE ESCRITO?
4)¿CON QUÉ ORGANIZAR LA ENSEÑANZA DEL LENGUAJE ESCRITO

SEGUNDA PARTE: SECUENCIAS DIDÁCTICAS
5. SECUENCiAS DIDÁCTICAS
6. PERSONAJE PROTOTlÍPICO DE CUENTO
7. REUNIÓN DE PADRES
8. EL FONDO DEL MAR
9. PINTORES
10. CUENTOS CLÁSICOS
11. ACERCA DE LAS SECUENCIAS DIDÁCTICAS PRESENTADAS.

ANEXO- GUIÓN DE ENTREVISTA INDIVIDUAL

BIBLIOGRAFÍA

Cap 10: Leer no es lo inverso de escribir - Myriam Nemirovsky . Más allá de la alfabetización - Ana Teberosky

También una biblioteca en el aula 
Myriam Nemirovsky analiza con su acostumbrada minuciosidad las condiciones de funcionamiento de la biblioteca del aula: la cantidad y calidad de los materiales que se incluyen, la diversidad de géneros, de soportes, de lenguas, de versiones, de situaciones didácticas que se proponen… Quiero subrayar que la diversidad imprescindible no solo para que los chicos ingresen a diferentes sectores de la cultura escrita sino también para que cada uno encuentre cuáles son los suyos, en cuáles se siente más a gusto, con cuáles se identifica… La diversidad es una condición esencial para hacer de la lectura una actividad constitutiva del proyecto de vida de todos. Myriam conoce además al dedillo las “tentaciones” de la institución escolar y por eso presenta contraargumentos implícitos: señala, por ejemplo, que es importante conservar los libros disponibles, pero NO reducir su uso para conservarlos. Describe también escrupulosamente las zonas de lectura: la de novedades, la de lectura silenciosa, la de lectura en voz alta…

¿Problemas o procesos de aprendizaje?
En este artículo, cuyo título es una pregunta, vamos a promover la formulación de otras preguntas que amplían el tema. La primera: ¿ante qué circunstancias asume un determinado centro escolar que un niño presenta problemas de aprendizaje? Sabemos que, generalmente, lo hace cuando el niño no responde a las expectativas institucionales: programas, maestros, evaluaciones, tareas, etc.
La segunda pregunta es: ¿en qué momento la escuela suele decidir que el niño tiene problemas? Podemos afirmar que, cuando esto sucede, suele acontecer al inicio de la escolaridad, durante los primeros años o incluso meses de la asistencia del niño a la institución escolar.
Estamos entonces frente a dos supuestos. Uno: que si el sujeto no actúa como la escuela espera está evidenciando problemas de aprendizaje y, dos: que es conveniente detectarlo precozmente.

¿Trazar y sonorizar letras o escribir y leer?
En este artículo se analizarán, primero, algunas de las premisas más relevantes en las que se sustentan los distintos métodos de enseñanza de la lectura y la escritura; luego se apuntarán los fundamentos de nuestra Propuesta didáctica y algunos ejemplos que muestran la capacidad de reflexión y aprendizaje que manifiestan los niños pequeños -desde el inicio de la escolaridad- cuando se les plantean situaciones didácticas intelectualmente retadoras que se corresponden, de alguna manera, con los retos que enfrentan los usuarios de la lengua escrita en la vida social.

Evolución de las preguntas, evolución del aprendizaje
¿Qué indicadores podemos considerar evidencias de avance de los sujetos en un proceso de aprendizaje? ¿Y cuándo es un proceso formativo en el cual ese sujeto es un maestro y se trata de la didáctica de la lectura y de la escritura? En este artículo se considera la posibilidad de utilizar las propias preguntas de los docentes como datos de su avance en el proceso de aprendizaje. El tipo de letra - El sistema de escritura - Los tipos de texto - La organización del grupo de niños y las intervenciones docentes - Otras áreas curriculares - Para cerrar


Escribimos en el aula, según en qué aula
Implicaciones en ámbito escolar - ¿Y acerca de la legibilidad y presentación? - Desde otras perspectivas


La escuela: espacio alfabetizador. Experiencias escolares con la lectura y la escritura

Lectoescritura y TIC. La enseñanza de la lectura y de la escritura y el uso de soportes informáticos
La finalidad de este texto es compartir una serie de reflexiones acerca de la enseñanza de la lectura y de la escritura en las etapas iniciales de la escolaridad (educación infantil y primeros cursos de la educación primaria), y vincularlas con el uso de tecnologías actuales.
¿Por qué la escuela como institución es tan reticente a los cambios, y, en particular, a los que implican cuestionar y abandonar eventualmente prácticas consagradas desde hace tiempo? Esas prácticas han ido demostrando poco a poco su ineficacia y su carencia de sostén, pero a pesar de ello perduran. En ese contexto, cabe preguntarse si la forma en la que la escuela enseña a leer y a escribir demuestra en general la incorporación de los aportes de las investigaciones psicolingüísticas de las últimas décadas. En la mayor parte de las aulas notamos que no se han apropiado de esos aportes, y que se continúa centrando la tarea alfabetizadora en ejercicios vinculados con letras, sílabas y palabras. Por tanto, aunque estemos en el siglo XXI, hay niños que en sus aulas hacen lo mismo que hicieron sus padres y sus abuelos, como si la investigación psicológica y lingüística, las iniciativas educativas y los avances de la didáctica no existieran.

No hay comentarios:

Publicar un comentario